Información sobre las ratas y ratones: diferencias, especies, que comen

Información sobre las ratas y ratones

Información sobre las ratas y ratones

Información sobre las ratas y ratones

Debemos destacar que las ratas y los ratones no son iguales aunque comúnmente se les asocie. Algunos creen que no hay diferencias pero están equivocados.

Las ratas y los ratones son animales diferentes. Las ratas pertenecen a la especie Rattus, mientras de los ratones pertenecen a la especie Mus. Ambas especies pertenecen al género de roedores miomorfos, de la familia genética de los Muridae.

Sin embargo, a pesar de que son especies distintas, comparten muchos aspectos en común. Son roedores y ambas especies son consideradas como plagas.

Especies de ratas

Son muchas las especies de ratas que se conocen en la actualidad. Hay aproximadamente sesenta especies diferentes de ratas distribuidas en cinco grandes grupos. El grupo Norvegicus, el grupo Rattus, el grupo Australia-Nueva Guinea, el grupo Xanthurus y, finalmente, el grupo que no tiene nombre y está compuesto por doce especies diferentes que no guardan relación con alguno de los grupos anteriormente mencionados y, sin embargo, tampoco la guardan entre sí.

Cabe destacar que, en la actualidad, las dos especies predominantes y más comunes en las áreas urbanas son las Rattus Rattus y la Rattus Norvegicus. Estas dos especies de ratas son las que podemos ver en nuestras casas. Ambas especies son muy parecidas.

Las principales diferencias que se pueden apreciar entre ellas son, por ejemplo, las dimensiones de su cuerpo. La Rattus Rattus es un poco más pequeña que la Rattus Norvegicus. Aspectos como las orejas, la cola, la cabeza y el torso son ligeramente diferentes en cuanto al tamaño.

También son diferentes en cuanto al comportamiento se refiere. La Rattus Rattus es menos agresiva que la Rattus Norvegicus. Además, sus preferencias sobre dónde habitar también varían entre sí. Mientras que las ratas Rattus prefieren vivir en lugares altos como desvanes o techos, las ratas Norvegicus prefieren subsuelos como los sótanos.

Ratas domésticas

Las ratas domésticas o las ratas de compañía pertenecen a la especie Rattus Rattus. Aunque parezca extraño o excéntrico para algunos, las ratas mascota son cada día más populares. Las ratas han sido mascotas desde el siglo XVIII.

Las ratas domésticas, al contrario que sus parientes salvajes, son muy dóciles y amigables. Son sociables y les gusta la compañía.

Son, además, mascotas altamente inteligentes. Algunas son usadas por profesionales para estudios psicológicos en animales.

Debido a su alto desarrollo mental es prácticamente necesario proveerlas de un ambiente intelectualmente estimulante. Necesitan jaulas grandes con plenitud de accesorios y juguetes para que se mantengan entretenidas.

Este tipo de ratas, al estar lejos de alcantarillas y nidos de infecciones, son bastantes sanas. Es decir, no representan ningún peligro para tu salud o la de tu familia. Basta con mantenerlas con un control veterinario.

Entre las ratas domésticas tenemos gran variedad de tamaños, pelajes, colores y marcas distintivas de cada una. Existen ratas con un pelaje grueso y un poco largo, ratas calvas o sin pelo, y ambas son muy sanas. El rango de colores entre los que se encuentran estas mascotas es grande: rojizo, negro, marrón, gris. Pero, las más famosas son las ratas blancas.

Te puede interesar:   Cómo saber si hay ratones en mi casa: cuantos y donde se esconden

Ratas blancas

De las ratas de compañía o ratas domésticas, las más famosas y buscadas son las ratas blancas, bien sea por su popularidad en los programas de televisión o por un movimiento excéntrico moderno.

Su popularidad empezó a aumentar significativamente a partir de los años 90 cuando se volvieron famosos los programas espaciales donde enviaban ratas blancas al espacio. Desde entonces, se les acredita como mascotas excepcionales.

¿Dónde viven las ratas?

Las ratas urbanas, como las Rattus Rattus y la Rattus Norvegicus, viven en zonas urbanas como la ciudad o los suburbios. Se encuentran esparcidas por todos los rincones de las ciudades.

Aunque el estigma popular dice que su hábitat son los basureros, esto no es del todo cierto. Aunque es verdad que prefieren zonas desordenadas y sucias porque les brinda mayor facilidad para conseguir refugio, no significa un límite para ellas.

En cualquier lugar donde encuentren un suministro de comida estable, las ratas encontraran un hogar. Pueden ser desde granjas, jardines, casas, apartamentos… Sin embargo, se encuentran en mayor concentración en lugares como alcantarillas, basureros y terrenos baldíos.

¿Cómo se desplazan las ratas?

Las ratas se desplazan rápida y ágilmente. Tienen cuerpos muy flexibles que las dotan de una agilidad increíble. Gracias a su alto flujo sanguíneo pueden oxigenar en poco tiempo todos los músculos de su cuerpo y, por tanto, moverse de manera más fácil.

¿Qué comen las ratas?

Qué comen las ratasLas ratas urbanas tienden a alimentarse principalmente de los desechos que a su paso dejan los hombres. Por eso, es tan común verlas saqueando nuestros botes de basura. Sin embargo, no es su única fuente de alimento.

También es común que las ratas se introduzcan en nuestras cocinas, alacenas o despensas y saqueen nuestros alimentos. ¿Acaso no te ha pasado alguna vez que al despertar en la mañana has visto un paquete de comida con pequeños mordiscos? Es obra de las ratas. Ellas roen paquetes de harina, pasta, avena y un sin fin de cosas más.

A pesar de todo esto, las ratas prefieren grasas y carbohidratos (grasas animales y harinas). Debido a que tienen un metabolismo muy acelerado, necesitan consumir al menos el ⅓ del total de su peso corporal al día. Es como si un hombre de 100 Kg comiera 30 Kg de alimento al día.

¿Qué comen las ratas de campo?

Las ratas de campo no son extremadamente diferentes aunque pertenecen a distintos grupos familiares.

Cada tipo de rata tiene inclinación hacia un hábitat determinado. Se dividen por cuestiones de preferencia.

Las ratas de campo no están delimitadas exacta y precisamente en una sola especie o grupo familiar. Son, simplemente, todas las ratas que viven en áreas no urbanas como, por ejemplo, el campo, las tundras, los bosques, las cosechas y demás.

Este tipo de ratas se alimentan principalmente de las semillas, frutos y cultivos que saquean. Es por esto que se llevan perros de caza a las granjas donde hay invasión de ratas.

¿Cómo respiran las ratas?

Las ratas tienen un ritmo respiratorio bastante particular. Esencialmente, respiran igual que cualquier mamífero terrestre.

Tienen dos fosas nasales conectadas a la cavidad nasal, la cavidad bucal y la cavidad traqueal. Siguiendo el conducto de la tráquea hasta conectarse con los pulmones, inhalan el aire que hace el recorrido desde las fosas nasales hasta los pulmones. Una vez llegado el aire aquí, los pulmones absorben el oxígeno del aire y descartan el resto del aire. Luego, esta bocanada de aire que ya no sirve es expulsada mediante la exhalación.

Te puede interesar:   Cómo saber si hay ratones en mi casa: cuantos y donde se esconden

Lo curioso de las ratas es su extremadamente acelerado ritmo respiratorio. El corazón de éstos animales late alrededor de seiscientas veces por minuto. Para esto, requieren una gran cantidad de energía, la cual, a su vez, necesita oxígeno.

Necesitan respirar tan rápidamente para poder absorber el oxígeno que su cuerpo requiere. Al tener un ritmo de respiración acelerado, toman bocanadas de aire más pequeñas. Sin embargo, han desarrollado perfectamente este método. Pueden satisfacer su necesidad de oxígeno tomando repetidamente pequeñas cantidades de aire.

¿Dónde viven los ratones y de qué se alimentan?

Dónde viven los ratones y de qué se alimentanLos ratones son una especie diferente a las ratas como ya hemos mencionado  anteriormente en este artículo. Sin embargo, los ratones urbanos comparten prácticamente los mismos hábitats que las ratas.

Los ratones de campo viven, normalmente en llanos o praderas, se refugian en pequeñas madrigueras que excaban ellos mismos.

Los ratones domésticos, viven en diversos lugares: casas, graneros, jardines, almacenes, pajares, parques, etc. Pero fundamentalmente viven en zonas rurales, urbanas y naturales.

Al igual que las ratas, los ratones se alimentan de desperdicios humanos, sobras de comida y cualquier cosa comestible que encuentren en el camino.

Enfermedades de las ratas

La lista de enfermedades que pueden transmitir las ratas es bastante extensa. Empecemos diciendo que las ratas, especialmente las urbanas, son portadoras y transmisoras por excelencia de numerosos tipos de enfermedades.

Muchas de estas enfermedades afectan a las ratas o, incluso, a otros animales. Son una fuente de infecciones, bacterias y virus que puede atacar al ser humano. El hombre está tan expuesto a contraer alguna de estas enfermedades como cualquier otro animal.

El virus de la rabia es uno de los más comunes y estos roedores son transmisores excepcionales.

La rabia es un virus que se transmite en el momento en que una persona o animal sano entra en contacto con la saliva de un animal infectado. Los síntomas de esta enfermedad tardan unas semanas en aparecer. Sin embargo, una vez que son evidentes, no hay nada que pueda hacerse para tratar o curar la enfermedad.

La leptospirosis es otra enfermedad grave transmitida por las ratas. Se caracteriza por presentar un cuadro clínico parecido al del resfriado común o el dengue en sus primeras etapas. Sin embargo, una vez avanzada la enfermedad, produce dolor de cabeza, escalofríos, anemia y hasta ictericia severa.

[Total:25    Promedio:2.6/5]

Add Comment

Pin It on Pinterest

Shares